Ante la falta de suelo, la reconversión de activos inmobiliarios

  • Tiempo de lectura:4 minutos de lectura
  • Comentarios de la entrada:Sin comentarios
En este momento estás viendo Ante la falta de suelo, la reconversión de activos inmobiliarios

No cabe duda de que la realidad del mercado inmobiliario español está marcada por la combinación de una creciente demanda y una escasez de oferta. Y esta escasa oferta que no llega a cubrir las necesidades de los compradores se debe, en buena medida, a la actual falta de suelo disponible para construir.

No obstante, desde Avanza Homes (y también bajo el punto de vista de muchos otros expertos) creemos firmemente que este problema tiene solución. Una solución que pasa por la reconversión de activos actualmente en desuso o poco rentables con el objetivo de darles una segunda oportunidad y, de paso, satisfacer las demandas de los clientes en cualquier subsector.

La reconversión de oficinas en viviendas

Aunque esta tendencia comenzó en 2008, cuando miles de empresas tuvieron que cerrar por culpa de la crisis, vuelve a despuntar en los últimos años. Lo que se pretende es recuperar la anterior rentabilidad de locales con muy poca o escasa salida convirtiéndolos en soluciones habitacionales asequibles.

Convertir inmuebles históricos en viviendas es ya una realidad

Esta transformación de edificios antiguos o históricos responde a una clara necesidad: la de responder a una demanda de un definido grupo de consumidores que, debido a la escasez de oferta, no encuentra tan fácilmente como antes lo que está buscando.

Esta curiosa reconversión se realiza, la mayoría de las veces, con la finalidad de obtener como resultado viviendas de lujo, al alcance de muy pocos y caracterizadas por una altísima calidad y por las mejores prestaciones en cuanto a confort, sostenibilidad, diseño y seguridad.

El ‘reciclaje’ de naves industriales obsoletas

También en el ámbito industrial los inmuebles son escasos para hacer frente a las exigencias que tienen hoy las empresas. En consecuencia, muchas naves obsoletas se reconstruyen mediante brownfields (proyectos en los que las instalaciones que ya existen y no se utilizan se modifican y adaptan a nuevos usos y requerimientos).

En muchos casos, se trata de antiguas naves que se localizaban en su día a las afueras de las ciudades, pero que con el paso del tiempo y debido a la expansión de las urbes, hoy se localizan en zonas realmente privilegiadas.

Una estrategia ventajosa para todas las partes

A estas alturas, ya te puedes imaginar que la reconversión de activos inmobiliarios es una buena idea. Pero, por si aún no lo ves del todo claro, a continuación te mostramos los beneficios para cada una de las partes implicadas:

  • Inversores, promotores y agentes inmobiliarios: aunque sin duda asumen un riesgo al invertir en esta clase de operaciones, lo normal es que culminen con éxito y puedan disfrutar de una considerable rentabilidad.
  • Compradores e inquilinos: disponen de espacios perfectamente adaptados a sus necesidades y, en el mejor de los casos, a un precio más atractivo que si el inmueble se construyera de cero.  
  • Las comunidades y el entorno: la actividad económica de la zona se reactiva y, al evitar empezar desde el principio una nueva obra, se logra generar un menor impacto medioambiental.

Ya has podido comprobar la gran transformación que está experimentando el mercado inmobiliario. Si quieres mantenerte al día en este contexto de cambio y no perderte las últimas noticias y tendencias, no lo dudes y sigue nuestro blog.

5/5 - (1 voto)

Deja una respuesta